Me llamo Yokozawa Naomi y tengo 9 años.
Aunque mi mami ya no está a mi lado, yo sé que nunca me va a dejar, y también soy feliz porque tengo una familia que me quiere mucho y yo también los quiero mucho, mucho.
home
ask
archive
theme

ooc: Insisto… no debí ver la película de Yokozawa.

image

Naomi cuando aún no conocía a Yoko (?)

image

¿Cuando Naomi le dio su osito a Yoko para que lo cuidara de los señores malos y entonces él dijo que el osito podría vigilar a Hiyo ya que él lo cuidaba un astuto zorro?

image

Yokozawa al enterarse de la “muerte” de Naomi…

image

El sofá en el que Naomi despertó después del accidente de auto y en donde Yokozawa le dijo que su mami no iría por ella. 

image

¡El hogar de los Kirishima!

image

Hiyo (siendo adorable) y Naomi viéndose por primera vez. 

image

La cocina en donsde tantas veces Naomi, Hiyo, sus abuelitas, Yokozawa y también Kirishima prepararon el desayuno/almuerzo/comida/merienda/cena.

image

Las fotos de Sakura y Saori.

image

¿Pues así cómo no les iban a tomar fotografías y después pasarlas por televisión a nivel nacional?

image

¿Yokozawa cuando se sentía mal “por culpa” de Kiseki?

image

¡Naomi le regaló un dibujo de él comiendo helado! Fue quien dijo que Yokozawa y Kirishima no podían maltratar a Naomi y Hiyo ya que ellas eran las niñas más consentidas de todo el mundo/universo.

image

Las veces que Naomi acompañó a su papi a las librerías. Cuando aquella señora loca intentó llevársela.

image

¿Así estaban cuando Naomi los vio aquél domingo por la mañana? Sólo que Yoko era quien estaba sobre Kiri.

image

La cara de Yoko cuando Naomi le preguntó si él y Kirishima usaban condón cuando tenían relaciones (?)

image

… Recuerdo muchas cosas/situaciones/momentos.

image

… Muchas más cosas/situaciones/momentos.

image

Yoko después de que Naomi se fue con la “trabajadora social”, quien la entregó a Kotaro.

image

Sin comentarios.

image

¿Y qué si esta escena no pertenece a la película?

image

Naomi tenía razón… su papi se ve muy lindo cuando duerme.

Y por estas y muchas otras cosas, no debí ver la película de Yokozawa.

ooc: Y el misterio del día de hoy es…

¿Por qué estoy descargando la película de Yokozawa? ._.

ooc: Naomi no está, Naomi se fue~
ooc: Había una vez una niña llamada Naomi…

A la que le gustaban mucho las fresas. Un día comió tantas, que terminó con dolor de estómago. Su papá le recomendó dormir un poco, le dijo que cuando despertara, de seguro se sentiría mejor. Naomi siguió el consejo de su papi.

Horas después, cuando Yokozawa fue a revisar a su hija, no la encontró en su cama; sin embargo al retirar la sábana, se encontró con muchas fresas.

Fin.

ooc: Aquí vamos otra vez…

Leer más

Nadie quiere decir adiós

usami-akihiko-esp:

yokozawa-naomi:

usami-akihiko-esp:

El joven no sabia mas que hacer, estaba en su limite. Le hubiese gustado correr lejos de todo, igual que la niña, pero no podía y no quería alejarse del hombre que amaba. Se quedaron mirando en silencio; los segundos se hicieron eternos mientras que la barbilla de Misaki temblaba hasta que por fin rompió en llanto y esta vez, no pararía hasta que sus ojos se hincharan y quedasen rojos.

Por su parte, el escritor lo dejo desahogarse mientras que acariciaba sus mejillas y cabello; con sus manos fuertemente entrelazadas, le decían sin palabras que no quería dejarle. Estaba demasiado agotado para hablar, por lo que sin darse cuenta, se quedo dormido. Su cabeza sobre el pecho de su amado niño era lo que necesitaba por ahora; pero en medio de su sueño, no podía dejar de pensar en Naomi.

En cuanto Yokozawa cargó a su hija, le dijo que por el momento lo mejor sería irse a casa; Usami y Misaki necesitaban estar un tiempo a solas y tanto ella como el escritor tenían que descansar. Naomi no protestó, lo que hizo fue abrazar a su papi con fuerza hasta que poco a poco se fue quedando dormida mientras iban en el taxi.

Los sueños que tuvo fueron un tanto extraños y aterradores al mismo tiempo, sin embargo eso no la hizo despertar gritando y llorando como solía suceder cuando tenía una pesadilla.

Nunca entendería por qué sucedían esas cosas, por qué cuando era feliz, tenía que pasar algo malo… y lo peor era que eso casi siempre le sucedía a personas que ella amaba mucho.

En medio de la madrugada, Akihiko despertó. No podía acostumbrarse a la inmaculada habitación, pero el dueño de la mano que estrechaba amorosamente la suya, le traía la paz que necesitaba.

Misaki dormía a su lado, abrazándolo en su regazo y tomándole las manos; como si el escritor en cualquier momento desapareciese, pero por el momento no quería alejarse ni por unos cuantos centímetros del chico.

- Misaki… -le llamo en un susurro, y aun en la oscuridad, pudo ver los ojos del joven abrirse, notando un pequeño brillo en ellos.

- Deberías estar durmiendo Usagi-san -su voz se quebrada respondió mientras le estrechaba un poco mas fuerte.

- Misaki… -volvió a repetir y se incorporo lo suficiente para besarle en los labios. Un suspiro del destrozado joven llego a sus oídos y sonrió; un deseo familiar, ese deseo de protegerle, de ser capaz de ser fuerte por los dos, le invadió- Vayamos a casa, por favor. No quiero perder mi tiempo aquí… Quiero estar contigo a solas… Jugar con Naomi… estar con quien quiero y no recordar que moriré en unos meses mas…

El chico ahogo un sollozo, y negó con la cabeza varias veces.

- Yo se que no morirás, no ahora -acerco la mano del escritor a su boca y la beso- Así que no digas tonterías y descansa…

Era inútil discutir, ninguno cedería y los dos lo sabían demasiado bien. El silencio volvió a inundar el lugar y se quedaron ahí medio despiertos, medio en sueños, disfrutando de su compañía y no queriendo que el sol llegara a esa habitación.

Ya casi era mediodía, sin embargo Naomi seguía en su cama. No se había levantada para nada y no tenía ganas de hacerlo. Como era sábado, su familia había quedado en salir a pasear, pero si aún querían hacerlo, tendrían que irse sin ella. 

Horas antes, Yokozawa había ido a ver cómo se encontraba, pero al verla dormida, sólo había acariciado suavemente su cabello y depositado un beso en su frente. También había dejado un vaso con jugo de manzana y un plato con unas cuantas galletas sobre la mesita de noche, por si quería comer algo al despertar.

Naomi no iba a soportar que otra persona cercana a ella muriera, estaba segura de eso. Cuando sucedió el accidente del tren y creyó que su papi había muerto, pensó que ella también moriría. Si Usami moría…

kusamanowaki-esp: Llama a la puerta de la casa Kirishima/Yokozawa [Mino] 

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

Como ella se encontraba en la sala, caminó hacia la puerta y abrió tras mirar de quién se trataba. Miró a Mino y se quedó de pie, sin moverse un centímetro.

-No lo hice… Juro que no.. te mandé mensajes -un nudo en la garganta se apoderó de él- Naomi-chan.. no lo hice. 

-¡Claro que lo hizo! -estaba decidida a no llorar- ¡No solamente existen los mensajes de texto! Pudo enviar un correo, llamar o… o venir… ¡Pero no lo hizo!

-Te expliqué porque no lo hice. Ya no pude seguir así y por eso vne. Pero jamás me olvidé de ti. Ni siquiera ha sido mi intención. 

-Ya no le creo n-nada… Usted es u-un mentiroso. Si me quisiera… si d-de verdad lo hiciera… habría llamado o venido.

-Es justo y normal que no me creas, pero si así fuera no estaría aquí. 

-Pues entonces no sé p-por qué vino.

Porque me importas y te quiero… es eso

-Ya le dije que no le creo… p-porque lo que usted dice no es igual a lo que hace, entonces ya no sé si puedo volver a creerle… o no -estaba logrando mantener sus lágrimas al margen, pero parecía que el dolor que sentía en su garganta y pecho sólo se hacía más intenso. 

kusamanowaki-esp: Llama a la puerta de la casa Kirishima/Yokozawa [Mino] 

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

Como ella se encontraba en la sala, caminó hacia la puerta y abrió tras mirar de quién se trataba. Miró a Mino y se quedó de pie, sin moverse un centímetro.

-No lo hice… Juro que no.. te mandé mensajes -un nudo en la garganta se apoderó de él- Naomi-chan.. no lo hice. 

-¡Claro que lo hizo! -estaba decidida a no llorar- ¡No solamente existen los mensajes de texto! Pudo enviar un correo, llamar o… o venir… ¡Pero no lo hizo!

-Te expliqué porque no lo hice. Ya no pude seguir así y por eso vne. Pero jamás me olvidé de ti. Ni siquiera ha sido mi intención. 

-Ya no le creo n-nada… Usted es u-un mentiroso. Si me quisiera… si d-de verdad lo hiciera… habría llamado o venido.

-Es justo y normal que no me creas, pero si así fuera no estaría aquí. 

-Pues entonces no sé p-por qué vino.

ooc: Dentro de poco comenzarán las audiciones para el “nuevo papi” de Naomi (?)

kusamanowaki-esp:

yokozawa-naomi:

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kusamanowaki-esp:

yokozawa-naomi:

Los “requisitos” se publicarán en los próximos días :3

ooc: WUT! O_o

ooc: Alguien tendrá que cuidarla cuando yo comience a trabajar…

OOC: Dijo mi amigo “Sigo sin entender”

ooc: Tú sólo hazle publicidad al anuncio (?), por favor c:

ooc: Pero Don Yoko..???

ooc: Lo más probable es que esté de vacaciones en el Triángulo de las Bermudas (?)

O en lugar de audiciones, podría mandar a hacer un robot idéntico a él, así Naomi no notaría la diferencia :3

kusamanowaki-esp: Llama a la puerta de la casa Kirishima/Yokozawa [Mino] 

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

Como ella se encontraba en la sala, caminó hacia la puerta y abrió tras mirar de quién se trataba. Miró a Mino y se quedó de pie, sin moverse un centímetro.

-No lo hice… Juro que no.. te mandé mensajes -un nudo en la garganta se apoderó de él- Naomi-chan.. no lo hice. 

-¡Claro que lo hizo! -estaba decidida a no llorar- ¡No solamente existen los mensajes de texto! Pudo enviar un correo, llamar o… o venir… ¡Pero no lo hizo!

-Te expliqué porque no lo hice. Ya no pude seguir así y por eso vne. Pero jamás me olvidé de ti. Ni siquiera ha sido mi intención. 

-Ya no le creo n-nada… Usted es u-un mentiroso. Si me quisiera… si d-de verdad lo hiciera… habría llamado o venido.

ooc: Dentro de poco comenzarán las audiciones para el “nuevo papi” de Naomi (?)

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

kusamanowaki-esp:

yokozawa-naomi:

Los “requisitos” se publicarán en los próximos días :3

ooc: WUT! O_o

ooc: Alguien tendrá que cuidarla cuando yo comience a trabajar…

OOC: Dijo mi amigo “Sigo sin entender”

ooc: Tú sólo hazle publicidad al anuncio (?), por favor c:

ooc: Dentro de poco comenzarán las audiciones para el “nuevo papi” de Naomi (?)

kusamanowaki-esp:

yokozawa-naomi:

Los “requisitos” se publicarán en los próximos días :3

ooc: WUT! O_o

ooc: Alguien tendrá que cuidarla cuando yo comience a trabajar…

kusamanowaki-esp: Llama a la puerta de la casa Kirishima/Yokozawa [Mino] 

kanade-mino-esp:

yokozawa-naomi:

Como ella se encontraba en la sala, caminó hacia la puerta y abrió tras mirar de quién se trataba. Miró a Mino y se quedó de pie, sin moverse un centímetro.

-No lo hice… Juro que no.. te mandé mensajes -un nudo en la garganta se apoderó de él- Naomi-chan.. no lo hice. 

-¡Claro que lo hizo! -estaba decidida a no llorar- ¡No solamente existen los mensajes de texto! Pudo enviar un correo, llamar o… o venir… ¡Pero no lo hizo!

ooc: Dentro de poco comenzarán las audiciones para el “nuevo papi” de Naomi (?)

Los “requisitos” se publicarán en los próximos días :3

Nadie quiere decir adiós

usami-akihiko-esp:

El joven no sabia mas que hacer, estaba en su limite. Le hubiese gustado correr lejos de todo, igual que la niña, pero no podía y no quería alejarse del hombre que amaba. Se quedaron mirando en silencio; los segundos se hicieron eternos mientras que la barbilla de Misaki temblaba hasta que por fin rompió en llanto y esta vez, no pararía hasta que sus ojos se hincharan y quedasen rojos.

Por su parte, el escritor lo dejo desahogarse mientras que acariciaba sus mejillas y cabello; con sus manos fuertemente entrelazadas, le decían sin palabras que no quería dejarle. Estaba demasiado agotado para hablar, por lo que sin darse cuenta, se quedo dormido. Su cabeza sobre el pecho de su amado niño era lo que necesitaba por ahora; pero en medio de su sueño, no podía dejar de pensar en Naomi.

En cuanto Yokozawa cargó a su hija, le dijo que por el momento lo mejor sería irse a casa; Usami y Misaki necesitaban estar un tiempo a solas y tanto ella como el escritor tenían que descansar. Naomi no protestó, lo que hizo fue abrazar a su papi con fuerza hasta que poco a poco se fue quedando dormida mientras iban en el taxi.

Los sueños que tuvo fueron un tanto extraños y aterradores al mismo tiempo, sin embargo eso no la hizo despertar gritando y llorando como solía suceder cuando tenía una pesadilla.

Nunca entendería por qué sucedían esas cosas, por qué cuando era feliz, tenía que pasar algo malo… y lo peor era que eso casi siempre le sucedía a personas que ella amaba mucho.

(Fuente: yokozawa-naomi)